en descategorizado

el transporte público es fiable, lo es, hasta…

Sin noticias de un metro que me acerque a la oficina me pongo a escribir.

¿Por qué habré decidido hoy remolonear en la cama? Alargas el sueño diez minutos más y te encuentras sin margen de maniobra, tus piernas son largas, pero no lo suficiente para recorrer tres kilómetros en diez minutos. Bajas al andén confiando en que el metropolitano evite tu retraso. El transporte público es fiable, lo es, hasta el día en que verdaderamente lo necesitas.

¿Quieres escribir un comentario?

Comentario