en descategorizado

besándonos

El sol se despide del portal. No sé cuánto tiempo llevamos ahí sentados, besándonos. La oscuridad comienza a esconder un rostro que ahora sólo soy capaz de reencontrar a través de mis labios.

¿Quieres escribir un comentario?

Comentario