castillo barroco

Estoy agotado. No por un exceso de trabajo, sino por una grave falta de sueño. Tengo muchos temas a medias: noches en el Falstaff, recomendaciones varias, viajes en ferrocaril, comidas en el japo… Creo que el Grandhotel Schloss Bensberg puede ser un gran lugar para terminar de perfilar todos esos textos. Mañana escribiré desde alguna habitación de este fastuoso hotel de cinco estrellas.

Off topic: Gran artículo de Guillem sobre las ‘parejas improbables’ que se ha encontrado en sus vacaciones por Tailandia y alrededores. Muy grande. Algunos ya comenzábamos a echar de menos sus garabatos de tinta china.

3 comentarios sobre “castillo barroco”

  1. Siempre gusta el positivismo, pero algunos elogios aún sientan mejor. Yo acostumbro a ser más bien parco en estas lides, aunque estoy enganchado al ambiente gracienco que se respira aquí. ¡Nos leemos!

  2. tenint en compte l’oliver vaig llegir l’article “parejas improbables”. molt interessant. em va fer però pensar que, a vegades, per aquí (no només falstaff) en trobes més d’una de parella improvable, no creieu? que fa que persones sense cap aparent afinitat personal/temporal s’ajuntin?

  3. @tintachina:

    Aún a riesgo de convertir esto es una ‘nota de prensa de las de dos rombos’ diré que estos no son más que una pequeña parte de los elogios que uno se merece. Todo un placer verte entrar por aquí por la puerta trasera.

    @elisabet:
    Aquí las apariencias engañan.
    Allà, en aquell món de ‘sodoma y gomorra’, els diners manen.
    Tornant cap a aquí. Ja ho dius bé, ‘cap aparent afinitat’, i sovint la aparença amaga quelcom que no veiem a simple vista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *