en descategorizado

cuestión de tiempo

Tiempo atrás hablé sobre la piruleta de fresa. Sobre la conformista piruleta de fresa. Hace algunos días pegó un puñetazo en la mesa para comenzar a cambiar las cosas. Lo ha hecho radicalmente. Se ha vuelto una luchadora que no tiene intención de detenerse hasta conseguir su objetivo. Lo logrará. Él ha decidido dejar que una relación de años se desangre poco a poco. Sin agallas para decidirse por ninguna de las dos, parece querer aliarse con el tiempo. Ella esperará. Es paciente y tenaz. Hasta ahora no conocia el amor no correspondido y quiere seguir sin saber nada de él. Es cuestión de tiempo.

Off topic: Hoy espeté en la cara de unos de los seres más estúpidos con los que me he topado últimamente un “espero no tener que hablar contingo nunca más”. Siguiendo con su actitud burlesca se mofó de mi comentario y siguió a lo suyo. Estimado amigo, yo también seguiré a lo mío; y lo mío es olvidarme de tu mísera existencia al tiempo que consigo que no vuelvas a ganar un duro por no hacer nada. A mí la moto me la vendes una vez, a la segunda te la hago comer pieza a pieza.

¿Quieres escribir un comentario?

Comentario