en descategorizado

catalano-madrileña

El perfil de mujer madrileña de origen, y catalana de adopción, sigue rompiéndome el corazón, un acento catalán que cambia a un suave castellano sin problemas.

Por otro lado, ayer reforcé la idea de que nunca podría ser un merengue feliz en Madrid. Me topé con uno de esos fachas retrógrados que comparten mi misma alegría con un gran pase de Guti o un gol de Raúl después de un rechace. Fue la misma sensación que tuve cuando visité por primera vez el Santiago Bernabéu. Demasiado blanco. Tengo muy claro que no podría soportarlo durante mucho tiempo.

Hablando de fútbol: Guillem, porto dos setmanes amb la teva cantarella de la temporada 2003/04: “Estem a 10, 8, 6, 4, 2…”

¿Quieres escribir un comentario?

Comentario

  1. Tu no sabes lo que es levantarse un par de veces por semana a las 4 de la mañana para ver fútbol por la tele. Me doy miedo a mi mismo. Más allá de la citación, decirte que llevas unos días muy inspirado, bloguísticamente hablando, y eso me gusta. Don’t stop.

  2. Estimado amigo, la inspiración es mutua.
    Poco a poco te veo más puesto en este mundillo de la blogosfera. Todo un placer que después de tanto tiempo en el lado oscuro, el de los lectores invisibles que sólo dejan la huella de su IP, decidieras abrir tu propio ‘negocio’.